¿Me estreso de más?

Más o menos, todos experimentamos momentos de estrés o tensión. Pero, ¿cuándo puede ser demasiado? Acá algunos indicadores de que hay que empezar a tomarse las cosas con más calmita, porque no todo en esta vida es trabajo.

  • El rush constante de adrenalina es lo que me hace falta para sentirme realmente vivo.
  • Siento culpa si no soy una persona multitask.
  • Considero que el estrés me hace trabajar mejor, concentrarme más o ser más eficiente.
  • Si no estoy aprovechando cada minuto del día, me digo que soy flojo.
  • Descuido mis horarios de comida.
  • Siempre estoy trabajando horas extra.
  • Me olvido de realizar actividad física o recreativa (o estoy muy cansado para ello).
  • Incluso fuera de la oficina, me la paso pensando en asuntos de trabajo.

Lo antes posteado:

El lunes sabe mejor si…

Aprender a observar las emociones

Cómo no hacerme bolas con los pendientes

¿Algo que quieras comentar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: