Idea de viernes (pal siguiente viernes): pedalea a tu oficina

Andar en bici ‘está de moda’. O eso parece. Últimamente no solo ves más en personas en bicicleta por la calle, también resulta que hay más tiendas y modelos para escoger. Además de que muchas personas están recurriendo a este vehículo no solo como una forma de pasear el fin de semana. Y, en una de esas, el tráfico te ha hecho pensar que quizá tú pudieras sumarte a quienes se suben a la bicicleta como medio de transporte entre semana, aunque sea una que otra vez. Porque… pensándolo bien, no vives tan lejos de donde trabajas. La cosa es que no terminas de animarte o de convencerte de que sea lo más adecuado para ti. Por acá, algunos tips e ideas que pueden servirte para hacerlo.

¿Qué hacer?

  • Piensa en adoptar esta práctica solo por un día: en viernes, por ejemplo. Quizá trabajas en una de esas oficinas que salen más temprano y así no regresarás de noche a casa. También puede influir que es el día en el que puedes ir vestido menos formalmente que el resto de la semana (por aquello de que la idea de pedalear en traje y camisa o muy arreglada sea tu preocupación)
  • ¿Te preocupa sudar? Así como no sudas chorros cuando caminas a un paso moderado, tampoco lo harás si haces lo mismo al andar en bici. Finalmente, no estás en una competencia ni se trata de que vayas como caballo desbocado. Algo que de paso te permite reaccionar mejor ante cualquier imprevisto. De todos modos, puedes llevarte un desodorante a tu oficina y quizá una muda de playera, blusa o camisa… Por si acaso.
  • Antes de lanzarte por la ruta completa, haz trayectos cortos. En vez de querer recorrer todo el camino a la primera y sin mayor experiencia de campo, recorre distancias más amigables, sea en días hábiles (para ir de tu oficina al restaurante donde comes o al banco; o para salir a cenar cerca de tu casa). En fin de semana puedes aventurarte un poco más por tu colonia o la de junto. El chiste es familiarizarte con las calles y el tránsito.
  • Explora distintas rutas y elige la más adecuada. No te vayas con la finta de que la más corta es siempre la mejor. Busca vialidades secundarias que puedan llevarte hacia tu lugar de trabajo. No solo te será más fácil cruzar avenidas y lidiar mejor con el tráfico, también te sentirás menos estresado.
  • Prueba tu ruta y tiempo de traslado en fin de semana. Antes de aventurarte al pedaleo con el reloj encima, prueba la ruta que elegiste durante un paseo de sábado o domingo. Aprovecha para medir cuánto tiempo te toma llegar a distintos pasos.
  • Hazte del equipo adecuado: tu propio casco y unas buenas luces (en caso de que pienses usar bicicleta propia) son dos herramientas básicas que contribuirán a que te sientas más seguro.
  • Piensa bien qué cargar: ¿de verdad necesitas todo eso que traes en tu bolso o mochila o puedes ir un poco más ligero?
  • Conoce el reglamento de tránsito para ciclistas. Así no solo evitarás contribuir al caos vial, también estarás cuidando de tu seguridad. Contrario a lo que se cree, circular por las banquetas o en sentido contrario, por ejemplo, es una práctica todo menos adecuada: tanto para ti como ciclista como para peatones y conductores. Aquí, el Manual del ciclista urbano completito.

Lo antes posteado:

Las maravillas de pedalear. 

¿Hace cuánto que no te sientes así?

Anuncios

¿Algo que quieras comentar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: