Sobre la vanidad de empujarse a uno mismo a ser el mejor

Durante los últimos 8 años he venido librando una batalla interna: entre querer ser mejor y ser moderado.
Honestamente, aún no logro descifrar cómo resolver ese conflicto, pero estoy trabajando en ello.
¿Cuál es la raíz de dicho conflicto? Cuando comencé el blog Zen Habits, hace más de 8 años, había estado trabajando por más de un año en tratar de cambiar todos mis hábitos con mucho éxito. Todos esos cambios tenían su raíz en mi falta de satisfacción conmigo mismo. Tenía mucho éxito, pero la insatisfacción permanecía.
Así que empecé a trabajar en volverme más moderado. Esto significaba aceptar muchas cosas de mí mismo, aprender a apreciar lo que tengo, aprender sobre el concepto de “suficiente” en lugar de siempre querer hacer más o ser más.
Fui más feliz con el concepto de ser lo suficientemente bueno.
Esto es lo que he aprendido recientemente:
El conflicto no se fue. Todos los días tengo la urgencia de alcanzar una meta: correr un maratón, tener un abdomen marcado, aprender a programar, tocar la guitarra, viajar por el mundo y muchas cosas más. No hay nada de malo con todas estas ideas; de hecho, son parte de la naturaleza humana y pueden llevar a cosas buenas.
Estas urgencias nunca se acaban. Siempre quiero ser más. Nunca estoy satisfecho. ¿Cuando será suficiente? ¿Cuando seré feliz con quien soy?
Estas urgencias no se basan en nada significativo. Por lo general vienen de leer una revista o algún blog, mientras pienso: “¡Oh! ¡Eso sería genial!”. Leo listas de cosas que debo de hacer algún día, lugares adonde debo de ir, metas que otras personas han logrado… Y la idea de que tengo que hacer lo mismo se introduce sutilmente en mi cabeza. “¡Genial! ¡Una nueva meta que lograr!”. Pero esta nueva fantasía en mi cabeza no está basada en nada importante, solo es una imagen linda sobre lo increíble que será mi vida una vez que logre esa nueva meta.
Mi vida no es más increíble después de lograr esa meta. Siempre aprendo algo nuevo de estas búsquedas, pero el resultado no es la vida con la que fantaseo. Corrí un maratón, bajé de peso, aprendí un poco de programación… Y mi vida no es mejor. La fantasía nunca fue real.
La búsqueda no resulta en nada significativo. Ir detrás de estos logros, siempre intentando ser mejor no resulta en nada que le dé verdadero sentido a mi vida. Se trata más bien de crear una fantasía, no de crear un significado verdadero.
El significado es lo único que importa. Mientras que las búsquedas de “hacer” y “ser más” que he mencionado no le dan sentido a mi vida, son búsquedas que crean un significado. Escribir este blog y ayudar a otras personas tiene sentido, porque ayudo a otros a ser más conscientes, a formar buenos hábitos y a ser moderados. Hacer cosas con mis hijos importa mucho, porque les ayudo a sentirse amados. Escribir mi nuevo libro tiene importancia porque está hecho con amor hacia mis lectores. Vale la pena perseguir estas cosas.
Puedo observar y dejar ir. He aprendido que puedo ver estas urgencias para ser algo más, para lograr algo genial… Algo como solo ser un espectador. No puedo controlar estas urgencias, pero puedo ser consciente de ellas. También puedo darme cuenta de que no crearán ningún sentido en mi vida, que solo son fantasías, para después dejarlas ir. No siempre es fácil dejarlas ir, pero lo que ha funcionado es darme cuenta de que perseguir esas mejoras sin sentido nunca ha resultado en lo que esperaba y que he pasado meses y años de mi vida persiguiendo estas cosas en lugar de crear un sentido verdadero.
No tengo todas las respuestas, pero me doy cuenta de que con el tiempo limitado que tengo de vida, quiero pasarlo persiguiendo cosas que en verdad tienen sentido, no cosas “llenas de brillo” y “geniales”.
Este post apareció originalmente en inglés en el blog Zen Habits. Puedes leerlo aquí.

Anuncios

¿Algo que quieras comentar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: